Demandan a Johnson & Johnson por sustancia cancerígena en su talco

*El abogado de los demandantes aseguró que la compañía 'manipuló' las pruebas para que no saliera a la luz que su producto Baby Powder contenía asbesto...

elfinanciero.com.mx

La compañía Johnson & Johnson (J & J) tendrá que pagar por lo menos 414 mil millones de dólares por daños a una mujer que reclamó que el asbesto (un grupo de minerales que se da naturalmente en forma de conjunto de fibras) en los productos de talco de la compañía le ocasionaron cáncer de ovario, según dijo un jurado de St. Louis.

Después de llegar a un veredicto unánime este jueves para otorgar compensación por los daños a 22 demandantes que promediaron 25 millones de dólares cada uno, los jurados reanudarán las deliberaciones sobre a cantidad que se otorgará por el concepto de daños y perjuicios.

La mujer también demandó a una unidad de Imerys SA, que suministró el talco a J & J. Imerys Talc America se resolvió antes del juicio en términos confidenciales. La compañía estuvo de acuerdo en pagar al menos 5 millones de dólares para resolver las reclamaciones, de acuerdo con dos personas familiarizadas con el asunto.

El veredicto de 414 mil millones de dólares este jueves, antes de cualquier daño punitivo, es la tercera compensación más grande en Estados Unidos en 2018, según datos compilados por Bloomberg. El más grande, por mil millones de dólares, fue otorgado en mayo por un tribunal estatal de Georgia a una víctima de agresión sexual.

“Aunque estamos decepcionados con esta decisión, el jurado tiene deliberaciones adicionales para llevar a cabo en este juicio y reservaremos comentarios adicionales hasta que el caso esté completo”, dijo en un correo electrónico Carol Goodrich, vocera de J & J.

Baby Powder, la ‘Vaca sagrada’ de J & J

J & J sabía que sus productos de talco estaban contaminados con asbesto y evitó que esta información llegara al público, dijo Mark Lanier, el abogado de los demandantes en los argumentos de cierre el pasado miércoles. J & J buscó proteger la imagen de Baby Powder como “su vaca sagrada”, dijo.

La compañía “manipuló” las pruebas para evitar mostrar la presencia de asbesto, dijo Lanier. Si una prueba mostraba que la presencia de asbesto J & J lo envió a un laboratorio que la compañía sabía que produciría resultados diferentes, le dijo a los jurados.