Guía Para Padres de “Leidis” y “Juniors” Problemáticos

* Esto circula en la red, y esta muy apegado a la realidad. Aunque el lengua es folklórico, no deja de ser una realidad que ha alcanzado a los políticos de nuestro país cuando sus “Leidis” y “Juniors” abusan del poder que ostentan en el momento.

Por Lorena Moguel
NoticiasPV.com

Esto circula en la red. Es un cartel donde se observa a un “Junior” obeso con un abanico de billetes, con lo que presume su condición económica y nivel social, pero en este mismo espacio existe una reflexión para aquellos padres que han hecho de sus hijos seres humanos carentes de principios y valores, quienes finalmente los exhiben como lo que son “intensos y abusivos” cuando están en el poder.

Aunque el lengua es folklórico en este cartel, no dista de la realidad que hoy enfrentan principalmente los políticos con sus “retoños”.

Titulado como “Guía para padres de Leidis y Juniors problemáticos”, indica que: “ya son un buen las morras y morros de varo que se ponen intensos y abusan de su poder, clausurando, golpeando y cometiendo ilícitos. Urge una reforma educativa… pero para la Sociedad de Padres de Familia Chipotludos. He aquí algunos consejos para que controlen a su prole.

* NO LES COMPREN DIEZ COCHES
Basta con que tengan tres, y todos Chevys; así no solo pasarán desapercibidos ante los secuestradores, sino que aprenderán a valorarlos, pues sus refacciones son las más buscadas por ladrones de autopartes.

* INSCRÍBANLOS EN LA PREPA POPULAR TACUBA
Quizá no entiendan nada de marxismo dialéctico, pero desfogarán sus instintos agresivos tomando camiones y elaborando pintas.

* CASTIGOS LIGHT A LA CLASE OBRERA
Cuando se enojen con la servidumbre, en vez de apagarles la tele, o agarrarlos de tipo al blanco (como los juniors del ayer), mejor que les den riatazos con látigos de peluche, con suerte terminan de artistas plásticos.

* ESCOLTAS CON ESTUDIOS
Que los encargados de la seguridad de las nenas y los nenes tomen maestrías en Humanidades y Ciencias Sociales, para que tengan la capacidad de discernir si el que merece la madriza es su propio cliente.

* CÓMPRENLES CURSOS DE MANEJO DE LA IRA
Existen couchings que no cobran tan caro (entre nueve y diez mil pesos la hora), y para probar su eficiencia, díganles que ellos mismos los pagaron con sus domingos.

* QUÉMENLOS EN LAS REDES SOCIALES
Para quitarles lo mamilas y hacerlos más humanos, contraten un hacker que borre sus fotos en Cancún, Las Vegas, Ibiza y Disneylandia y súbanlos fotoshopeados en mítines del Partido del Trabajo o bailando ska en las canchas de un barrio pobretón.