“Ha Sido un Sueño Tener mi ‘Chorrito’ de Agua en Casa”

• Vecinos de Campestre Las Cañadas I y II dan testimonio de agradecimiento a SEAPAL, por hacerles realidad el anhelo de poder contar pronto con agua potable en su colonia.

Con la emoción de saber que muy pronto contarán con agua potable en sus casas, vecinos de Campestre Las Cañadas I y II, expresaron su sentir y agradecimiento a SEAPAL Vallarta, por lograr hacer realidad un sueño que tenían desde hace muchos años.

El pasado miércoles en que el director del organismo, César Abarca Gutiérrez, acudió a dar el banderazo de arranque a los trabajos de introducción de la red de agua en Campestre Las Cañadas II y les diera la buena noticia de que se ampliaría el servicio a toda la colonia, la señora Juana López Villa tomó el micrófono para dejar testimonio de lo que esta obra significa para ella y todos sus vecinos.

“Estamos muy contentos. Significa mucho para nosotros tener el agua potable en nuestras casas. Es un beneficio que habíamos estado esperando durante muchos años; en el caso de mi familia más de seis años”, dijo visiblemente emocionada.

Recordó el sufrimiento y las dificultades que han padecido en todo este tiempo por tener un poco del vital líquido para satisfacer las necesidades básicas del hogar. Una de las formas es recolectar agua de lluvia en cubetas, tambos o tinas. “Batallamos mucho de esa manera, pero hay que obtener el agua de donde se pueda”, exclamó.

Enseguida se digirió a los directivos del organismo encabezado por César Abarca para expresarles su agradecimiento. “Sabemos que el compromiso es real. SEAPAL está haciendo realidad mi sueño de tener un ‘chorrito’ de agua en casa. Gracias por hacer realidad nuestro sueño, sabemos que son gente honesta y trabajadora que quiere echarnos la mano en tener el agua que es vital para todos”.

Antes de concluir su intervención, Juanita dio un mensaje a los presentes: “A mis vecinos les digo que sigamos ayudando con nuestras aportaciones para continuar apoyándonos entre todos hasta obtener el servicio”.

Incrédulo por la noticia que recién había dado el director de SEAPAL, de ampliar el servicio a toda la colonia, don Samuel Sánchez, de Campestre Las Cañadas I, subió al templete para dar su sentir. “Es algo que todavía estamos incrédulos, los hechos están a la vista; este proyecto arranca y nos vemos beneficiados en él”, dijo.

Refirió que desde hace diez años están en esta lucha, por lo que aseguró: “esto nos cambiará la vida completamente; ya no tendremos que estar detrás de las pipas o capeando agua a altas horas de la noche para obtener el vital líquido para nuestros servicios. A las autoridades de SEAPAL les digo que sigan con esa buena voluntad y con ese buen corazón, para que continúen prestando ese buen servicio y sobre todo se acerquen a las personas necesitadas como lo están haciendo en estos momentos”, expresó.

Ya antes había dado fe de su testimonio. “Es un sueño que estoy viendo que se está haciendo realidad. SEAPAL viene hacía nosotros, es formidable, una bendición esto que nos están ofreciendo; no había visto algo así en mis cuarenta años de vivir en Vallarta”, afirmó.

Su esposa, Marisela Solís, tampoco pudo ocultar su emoción: “Será maravilloso abrir la llave y tener agua en casa, ya no tendremos que esperar las pipas por las mañanas y podremos irnos a trabajar con la tranquilidad que al regresar tendremos agua en casa”, por lo que agradeció al director y personal del sistema por atender y resolver este añejo problema en su colonia.

Finalmente, la señora María Guadalupe Hernández Lozano, vecina de Campestre Las Cañadas II, recordó que es una de las personas que llevan años luchando por obtener el servicio.

“Esto nos cambia la vida al cien por ciento. En mi casa somos once de familia, dos tinacos que tenemos no nos alcanza. Ahora que tendremos la red del agua nos va alcanzar y vamos a tener más calidad de vida. Quiero darle las gracias al director César Abarca, a la maestra Yolanda Cuevas, a Rocío Cerón por el servicio de pipas, y a todo SEAPAL y mis vecinos por este gran esfuerzo”.